24h Cataluña.

24h Cataluña.

Mauricio Wiesenthal en su última obra: "Las reinas del mar" exalta el viaje por mar como símbolo de esperanza.

Mauricio Wiesenthal en su última obra:

El escritor barcelonés Mauricio Wiesenthal ofrece una visión "diferente al mundo turístico del crucero" con su nueva obra 'Las reinas del mar. Memorias de una vida aventurera' (Acantilado), donde narra travesías marítimas e historias de míticos navíos. Según él, "El viaje por mar representa la libertad, representa la huida, representa la esperanza".

En una entrevista con Europa Press, Wiesenthal explicó que esta nueva obra es una continuación de su libro anterior 'Orient-Express', pero centrado en las travesías marítimas, ya que considera que es el tipo de viaje más cinematográfico y que más se presta a la libertad.

La estructura del libro se compone de 26 capítulos, alejándose de la concepción de diario para optar por la novela, ya que, según el autor, en ella "hay vida, hay aromas, hay comidas, hay amores, hay sensaciones".

Wiesenthal buscó que 'Las reinas del mar' fuera como "un poco banquete", con referencias culturales y navieras constantes, para que los lectores sientan que lo acompañan en sus viajes oceánicos y compartan su entusiasmo.

El autor destacó la diferencia entre los viajes en avión, donde se llega rápidamente a un lugar, y en barco, donde se va poco a poco, llegando a destacar el encanto de entrar a Nueva York por mar como una experiencia única.

En contraposición a otros medios de transporte, Wiesenthal reivindicó el viaje en barco como una experiencia que une a las personas, destacando la facilidad para conocer a otros pasajeros durante las travesías.

El autor recopiló estos textos a lo largo de varios años y explicó que utilizaba una técnica peculiar para plasmar sus vivencias, enviándose cartas a sí mismo en las paradas de sus viajes en las que relataba lo experimentado, sin ser un diario, sino según lo que le iba viniendo a la memoria.

Wiesenthal señaló que las navegaciones que describe en su obra son muy diferentes al mundo turístico del crucero, donde las personas se consideran poderosas por haber alcanzado el estatus de turista, algo que, según él, va en contra de la verdadera esencia del viaje marítimo.

Al ser preguntado por su mar favorito, el autor mencionó el Mediterráneo por sus dos orillas tan diversas, aunque lamentó que se haya convertido en un escenario de guerra y una vía de huida en condiciones difíciles. Además, mencionó la travesía del Atlántico como una experiencia inolvidable.